¡¡Hasta la vista amig@s!!

Seguramente esta sea la entrada más personal que he escrito desde que comencé a “construir un nuevo yo” hace casi un año. Pocas personas saben lo que había antes, que es lo que ocurrió antes de que decidiera usar el sobrenombre de “Josevolución” en casi todas las redes sociales… pero no voy a hablar de ello ahora porque poco importa.

Lo primero que tengo que dejar claro, es que esto no es un adiós definitivo, no es el final del libro… pero sí es el final de un capítulo.

Me han pasado muchas cosas buenas en el último año, realmente me ha parecido estar viviendo un verdadero sueño, y una parte de mi lo sigue viviendo, pero la otra parte no, la otra parte dejó de latir. Y es que parece que cuando todo va bien algo inesperado te golpea con furia y (si me permitís la vulgar expresión) a mi me ha dejado hecho una mierda.

Todo ha sido realmente maravilloso, pero una vez más, los temblores y los fuertes vientos me han tirado abajo, me han tirado desde lo más alto de la montaña y ahora me encuentro en el punto más bajo… y sinceramente, ahora mismo no me encuentro con fuerzas de escalar otra vez… porque siento demasiado dolor…  que tal vez nunca ha desaparecido y en realidad, siempre ha estado ahí… esperando… vigilando…

Así que, hemos llegado a un “final temporal” pero un final al fin y al cabo. Por supuesto, voy a continuar con mis actividades en las distintas entidades en las que colaboro, pero ya de forma más “silenciosa” (con esto quiero decir que no voy a compartir nada de material en las próximas semanas, meses o sabe Dios cuánto tiempo), me alejo de las redes sociales porque no estoy pasando por mi mejor momento y prefiero parar ahora y llorar todo lo que tenga que llorar… expulsar todo lo que tenga que expulsar…

De hecho, ya he comenzado por inhabilitar temporalmente mi cuenta de Instagram, el Facebook hace meses que no lo abro, Twitter lo dejaré ahí “aparcado” temporalmente también, y WordPress… bueno, como ya dije, por el momento, ésta será mi última entrada… cuando pase la tormenta (y mi tormento) y las cosas vuelvan a su cauce… entonces regresaré.

Hace poco leí que hay dos tipos de dolor: uno te lastima y el otro te cambia… pero yo creo que hay un tercero: el que te lastima y te cambia… o se unen esos dos para hacer ambas cosas… no lo sé, ahora mismo no lo tengo claro.

Sé que el tiempo lo cura todo, y si has llegado hasta aquí leyendo, seguramente se te ocurrirán un montón de hermosas, bellas y positivas palabras que me dirías si me tuvieras delante, pero puedes creerme, no me sirven ahora, no creería en ellas porque creo que lo positivo y lo negativo es una mera cuestión de punto de vista.

Así que… por el momento, eso es todo amigos y amigas… algún día nos volveremos a ver.

Hasta entonces, cuídense mucho.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: